Director coral de Carabobo ganó concurso de composición en el Festival de Música Masnou

Publicado por Prensa FundaMusical Bolívar.

 

Yahimi Pacheco Cova / Prensa FundaMusical Bolívar
Víctor Daniel Lozada, docente de El Sistema, se llevó los honores con su obra Canción de cuna para Panchito, luego de participar en el certamen español junto a 80 músicos, procedentes de más de 20 países

Víctor Daniel Lozada es músico, director coral, arreglista y compositor. Este joven, integrante del Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, en el estado Carabobo, ganó recientemente el II Concurso Internacional de Composición Coral, titulado Música Coral al Masnou, dentro del Festival de Música del Masnou 2017, que se celebra en España. Su obra será interpretada por la agrupación Cor Scandicus, en la cuarta edición de este mismo evento que se llevará a cabo en 2018.

La pieza de Lozada se titula Canción de cuna para Panchito, y está basada en el cuento De cómo Panchito Mandefuá cenó con el Niño Jesús, que pertenece a una de las más importantes publicaciones literarias del país: Cuentos grotescos, del escritor venezolano José Rafael Pocaterra.

El evento que brindó su plataforma de difusión a Lozada es una exposición musical que se realiza en la ciudad de Barcelona, España, que se ha ido convirtiendo en un referente internacional de la música clásica, cuya actividad principal es la realización del Concurso de Composición Coral, que en esta tercera edición tuvo sello venezolano. Este año, el festival estuvo enmarcado en la celebración del 150 aniversario del nacimiento de Lluís Millet y Pagès, hijo insigne de Masnou, fundador del Orfeón Catalán.

Luego de conocer los resultados, el carabobeño compartió sus impresiones con los compañeros de faena: La alegría era indescriptible. Se me estremeció el corazón cuando me anunciaron que fui el ganador. No me lo esperaba, puesto que para la aplicación al concurso tuve muchos contratiempos. El final de la llamada fueron unas inmensas felicitaciones por parte del coro. Mis compañeros me gritaban desde sus puestos de ensayo”.

¿Cómo fue el proceso que lo llevó a este festival y qué le motivó a participar en el concurso de composición coral?

Soy un empedernido investigador de eventos y acontecimientos corales. Este año decidí aplicar en algunos concursos de composición coral y probar suerte. Dentro de las opciones factibles encontré el II Concurso Internacional de Composición, Coral, Música Coral al Masnou, propuesto por Cor Scandicus, en Barcelona, España. En casi todos los concursos de composición coral permiten dos obras por compositor. Yo apliqué con dos obras, la pieza ganadora y otro titulada Ave María. Este año me he dedicado a revisar y rearmonizar viejas piezas, pero sobre todo a realizar cosas nuevas, que espero escuchar pronto.

¿Qué le inspiró del cuento de Pocaterra para componer su obra?

Durante mis estudios de lengua y literatura en la Universidad de Carabobo descubrí el libro Cuentos grotescos, de este paisano del estado Carabobo. Quise escribir un musical con ritmos tradicionales de la navidad venezolana, en el que Canción de cuna para Panchito es la segunda parte de esta obra escénico- musical. La canción de cuna es producción propia, puesto que es la imaginaria madre de Panchito quien lo arrulla mientras, cansado de su jornada del día, yace sobre fríos periódicos, ansioso por lograr una cena de navidad. Es un personaje que no aparece en el cuento original; es el sentimiento de un niño que tiene muchas carencias

¿Cuánto tiempo le llevó componerla?

Hablando en términos generales, Panchito Mandefuá, el musical de navidad, fue un experimento elaborado en 2010, interpretado en aquel momento por los coros y orquesta típica del núcleo de Mariara. En la actualidad, es una obra en construcción para incorporarla en el formato de orquesta sinfónica.La creación del texto nació en la mesa de un centro comercial al ver a un niño pedir comida. La música fue surgiendo y rápidamente se incorporó al musical. Una vez guardada en el baúl de obras inconclusas, la retomé para el concurso y empleé nuevas herramientas de la composición.

¿Tuvo alguna colaboración para lograr su objetivo?

La mejor colaboración la tuve de los integrantes de Jóvenes Cantores de Mariara, quienes me sirvieron de instrumento para escuchar el origen de la obra que, según  me contaron, cuando era cantada por ellos para arrullar a los niños de sus casas resultaba realmente efectiva. Entendí que la esencia de la pieza estaba presente, era una auténtica canción de cuna. Al ser mejorada la obra, con el paso de los años, recordaba cada experiencia vivida con mis coralistas y traté en lo posible de mantener el mismo espíritu arrullador.

¿A quién le dedica su obra y su triunfo?

A todos esos Panchitos que no solo viven en las calles desventurados, sino a esos que con casa también pasan hambre, pero que luchan por sus metas; a esos Panchitos que emigran por situaciones de guerra, intolerancia racial y asuntos políticos pero que, a pesar de las adversidades, viven alegres y luchan por lograr sus sueños; a esos Panchitos que son susceptibles de ser arrullados en un hospital tras una grave enfermedad y, aun así, pelean por sus vidas. Asimismo, mi triunfo se lo dedico a la agrupación Otra Voz Grupo Vocal, porque con ellos he aprendido el verdadero sentimiento de amistad y el amor inmenso por la música coral.
Esta no es la primera vez que este músico carabobeño ha logrado enaltecer el nombre de nuestro país, pues en 2013 se alzó con el segundo lugar en la categoría folclórica, dirigiendo a la agrupación Jóvenes Cantores de Mariara, en el  Festival y Concurso Internacional de Coros Ameride, en Brasil.

Todos los logros de sus integrantes son celebrados por el Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, cuya plataforma de impulso la lleva la Fundación Musical Simón Bolívar, adscrita al Ministerio del Poder Popular para el Despacho de la Presidencia y Seguimiento de la Gestión de Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela.