La cuerda de un violín sonó a esperanza durante el Día Mundial del Prematuro

Publicado por Prensa FundaMusical Bolívar.

Acompañamos a los músicos del Programa Nuevos Integrantes y el Programa de Atención Hospitalaria a una de las sala de cuidados neonatales donde llevaron un mensaje de optimismo durante el Día Mundial del Prematuro

Hoy, en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Materno Infantil Dr. Pastor Oropeza de Caricuao se encontraban tres pequeñitos que anticiparon su llegada al mundo. Ellos no pueden recibir sino la visita de los médicos, las enfermeras y sus padres, pero hoy se hizo una excepción: en el Día Mundial del Prematuro, que se conmemora hoy, según decreto de la Organización Mundial de la Salud, el Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela llevó a esta y otras sala de cuidados neonatales, un mensaje musical, lleno de optimismo y esperanza.

Entre los tres bebés esta David Parra, quien nació con sólo 30 semanas de gestación y hoy, a sus 57 días de nacido, escuchó por por primera vez el sonido de un violín, el arrullo de una canción de cuna; hoy se hizo un concierto en vivo sólo para él y sus compañeros, ofrecido por los integrantes del Programa de Atención Hospitalaria y del Programa Nuevos Integrantes de El Sistema, específicamente de los núcleos de El Paraíso, Fuerte Tiuna, Montalbán y Guarenas.

El sonido de la cuerda re del violín que tocó Darwin Rojas, profesor de violín del Núcleo El Paraíso y del Programa Nuevos Integrantes de El Sistema, hizo que se activarán los sentidos del pequeño David. Al escuchar el instrumento, una de sus piernitas se movió con rapidez y la impulsó fuertemente. Al poco tiempo de escuchar las notas de una conocida canción de cuna el bebé comenzó a mover sus brazos y piernas con mayor rapidez. Además, David estaba estreñido, y hoy hizo otras cosas que tenía días, muchos días, sin hacer.Su madre Carla Avilez no paraba de sonreír. Su hijo estaba reaccionando a los estímulos musicales.

“David es muy tranquilo. No había visto que se moviera tanto; fue muy hermoso ver cómo reaccionó cuando sonó el violín. Tengo una mezcla de emociones. Me siento muy agradecida de que hayan venido y nos hayan regalado un momento especial. Esto es único”, agregó Avilez, cuyo hijo escuchaba música por primera vez y con ello se conectaba, de alguna forma, con el mundo exterior.

Entre cantos melódicos y la interpretación de canciones infantiles con instrumentos como el cuatro, el arpa y el violín, los jóvenes músicos llevaron un mensaje de fe, solidaridad y optimismo a los padres que esperan la pronta mejoría de sus niños. “Cuando mi bebé escuchó la música se tranquilizó, estaba recibiendo su tratamiento y sentí como se calmó. Por mi parte, me sentí acompañada. Para acá no puede entrar nadie. Paso la mayor parte del tiempo sola y ver a personas que vienen a ayudarnos y a motivarnos me hace sentir mejor”, comentó Eneidymar Fuentes, madre de Jade Fuentes, quien también nació con sólo 30 semanas.

La conmemoración del Día Mundial del Prematuro también forma parte del trabajo social que realiza el Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, cuyo órgano rector es la Fundación Musical Simón Bolívar, adscrita al Ministerio para el Poder Popular del Despacho de la Presidencia y Seguimiento de Gestión de Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela.